Partes de un Rosario

Vamos a explicar las partes del Santo Rosario, tanto si nos referimos al objeto físico o collar que lleva este nombre como si lo hacemos de la serie de oraciones que lo componen principalmente, lo haremos desde su estructura más fundamental y no de todas las formas para rezar el Rosario que se le han añadido con los siglos que son muchísimas, recordemos que el Rosario es una oración viva por lo que durante toda su existencia ha venido cambiando tanto para adaptarse a las circunstancias del momento como por preferencias de algunas personas quienes añadiendo oraciones han querido enaltecer tanto a Dios como a la figura de la virgen, sin embargo veremos que la estructura básica del Santo Rosario es mucho más simple que esto.

Estructura y partes del santo Rosario

En tal sentido, vamos a explicar las partes fundamentales y más o menos fijas, tanto del collar como de la oración. Las partes accesorias que se han ido sumando realmente no son obligatorias si no una ofrenda más que con devoción hacemos a Dios nuestro señor.

La base del rezo del Santo Rosario son dos oraciones, el Ave María y el Padre Nuestro.

Cada día se dedica el Rosario a un Misterio que como hemos dicho trata de un pasaje o etapa de la vida de Jesucristo.

El Rosario se inicia con la señal de la Santa Cruz seguido por un Gloria.

Oraciones al rezar un Rosario con el uso de las cuentas

Las Ave María de un Rosario son 50 que se agrupan de 10 en 10 y se rezan guiados por la seguidilla de 10 cuentas pequeñas de la ristra del Rosario, cada cuenta pequeña indica que se debe rezar un Ave María, son esas pequeñas que vez separadas por cuentas grandes. Al finalizar cada decena se reza un Gloria y anuncia uno de los rezos del Misterio que toca ese día. A continuación, se pasa a tocar una cuenta grande – o más separada – que sigue a cada decena de cuentas pequeñas. Esta cuenta grande anuncia que debemos rezar un Padre Nuestro.

Orden como se reza el Rosario usando sus cuentas

Partes de un Rosario
Partes de un collar de Rosario

Hay quienes entre estos segmentos repiten letanías, como les digo son agregados, pero la base del Santo Rosario descansa en las oraciones del Ave María y Padre Nuestro que se rodean de los rezos del misterio del ese día.

Así, cada grupo de 10 Ave María y 1 Padre Nuestro se acompaña de un Misterio que es una sinopsis de una etapa de la vida de Cristo para un total de 4 misterios. Sobre el significado de los Misterios contamos con un artículo que los explica. Ellos son:

  • Los Misterios Luminosos (Jueves)
  • Los Misterios Gloriosos (Miércoles y Domingos)
  • Los Misterios Dolorosos (Martes y Viernes)
  • Los Misterios Gozosos (Lunes y Sábados)

Segmento final del Rosario

De modo accesorio (no siempre está presente) también se le ha sumado un trozo más al collar de Rosario que puede ir opcionalmente antes de la cruz y que está conformado por tres cuentas pequeñas entre dos cuentas mayores. Las cuentas pequeñas se han dedicado entre otros al dogma de la Inmaculada Concepción que alude a la virginidad de maría, antes, durante y después del parto. La primera cuenta grande es el último Padre Nuestro, la última cuenta grande de este segmento llama al acto de contrición y rezo del Credo.

El Rosario lo puedes ofrecer por varias cosas, por tus hijos, por tu trabajo, por tu familia, etc.

Recuerda, el Rosario se ora con los labios, se medita con la mente y se ama con el corazón. Debe rezarse con devoción, sin prisas. Es una oración simple y humilde como la virgen quien en cada una de sus apariciones nos invita a rezarlo.

Partes de un decenario

El decenario es una forma pequeña de Rosario muy práctico para portar en la cartera o como pulsera y que facilita la oración diaria.

Es una herramienta simplificada para rezar el Santo Rosario que incluye las 10 cuentas de las Ave María, una para un Gloria antes de la que proclamar un rezo del misterio de ese día y la posibilidad de usar la cruz para un Padre Nuestro. El Rosario de esta forma se ora en cinco vueltas hasta completar la meditación del misterio correspondiente.

Gracias por visitarnos